project 56

Volver

La oficina como hogar –un punto de vista diferente sobre el tema del entorno laboral.

Los recintos aquí se han unido y reducido hasta dos salas espaciosas con una superficie total de alrededor de 120 m2. La primera sala es donde se organizan las reuniones con los clientes de la oficina. La segunda es como un laboratorio creativo. En la sala de reuniones hay dos zonas –una de trabajo y otra de reposo. Se ha hecho una mescla entre ejemplares del diseño contemporáneo (de fábricas líderes como Flexform y PORADA) y muebles vintage (mesita baja de los años 60 y sillones retapizados) que crean un ambiente pretencioso y artístico. Una sorpresa en este contexto resulta la hamaca delante de la ventana. En el laboratorio creativo domina el espacio de trabajo. Los pavimentos son piezas de moqueta cuyo dibujo gráfico une las dos zonas. El colorido es denso, compuesto de matices complejos, combinados con varias pinturas imitación a madera nativa. Uno de los baños está revestido en azulejos con diseños urbanos de Moscú y de Milán. Este pequeño detalle revela que la profesión que ejercen los dueños es la arquitectura.